Cómo iniciar una relación después de una ruptura traumática
Existen rupturas de pareja que son muy dolorosas, tanto que durante un tiempo, la persona tiene claro que no quiere volver a tener una relación porque está cerrada al amor, no quiere volver a pasar por lo mismo, prefiere estar tranquila y en soledad porque el precio de tener una pareja, para ella, ha sido negativo. Para evitar este tipo de conclusiones tan generales merece la pena recordar que no todas las personas son iguales y que no se puede juzgar el comportamiento femenino o masculino en base a la actitud de alguien en concreto.

Por otra parte, aprovecha toda la sabiduría que te reporta haber tenido una relación difícil para extraer conclusiones para tu vida. Por ejemplo, después de una ruptura traumática es más fácil saber lo que se quiere y lo que no se desea: ¿Cómo es el perfil de la persona ideal para ti? Entonces, no te conformes con menos de lo que buscas y de lo que mereces. Dentro de ese esquema ideal merece la pena prestar mucha más atención al modo de ser, que al físico que es un aspecto más superficial.

Para iniciar una relación después de una ruptura es fundamental vivir el momento presente, centrar la atención en el ahora. Cuando surja una nueva oportunidad intenta conectar con este instante, conocer a la otra persona, para no anticiparte al futuro, ni tampoco, seguir viviendo del pasado.

Tómate las cosas con toda la calma que necesites, no hay ninguna prisa. Tú eres quien manda en tu vida y si una persona te quiere de verdad, te respetará. Está claro que al inicio de un noviazgo todavía no hay amor, pero si el interés de otra persona es real, entonces, te ayudará en lo que pueda. Piensa en positivo y disfruta del momento: recuerda que eres una persona digna de amar y de ser amada.