Cómo mejorar tu autoestima en el rechazo amoroso
El rechazo amoroso pone a prueba la fortaleza emocional de aquel que ha abierto su corazón y ha recibido una negativa. El amor aspira a ser correspondido, de ahí que aquel que ama y no recibe lo mismo a cambio se siente con las manos vacías. Sin embargo, el rechazo amoroso por parte del otro no tiene que robarte el amor que tú tienes por ti mismo. La autoestima es fuente de tu desarrollo personal.

No te compadezcas

Si estás atravesando un desamor, no te compadezcas a ti mismo como si hubieses perdido al gran amor de tu vida. Piensa que la vida siempre da nuevas oportunidades y el destino es imprevisible. Cuando te compadeces a ti mismo, te colocas en un rol de inferioridad respecto del otro, por tanto, piensa que nadie es más que nadie.

Después del rechazo amoroso quiérete a ti mismo y actúa en consecuencia. En una fase así, tener contacto con la otra persona te hace daño. Por tanto, corta todo vínculo aunque sea de una forma temporal para poder olvidarte de esa persona. En una etapa así tienes que pensar en ti mucho más que en el otro.

Cómo mejorar tu autoestima en el rechazo amoroso

Cómo sentirte mejor

En una fase de desamor refuerza los planes sociales con esas personas con las que te sientes bien de verdad, con esos amigos de máxima confianza. Del mismo modo, sal a caminar todos los días a buen ritmo por tu ciudad, utiliza ropa cómoda y refuerza el poder de los sentidos.

Respira profundamente, observa la belleza del entorno, escucha los sonidos que tiene el mundo y palpa el medio que te rodea. Los sentidos te conectan mucho más con el aquí y el ahora, por tanto, te ayudan a disfrutar del momento presente.

Para alimentar tu autoestima en una fase de desamor es muy importante que plantees la vida en positivo. No pienses en el amor que has perdido sino en aquel que está por llegar. Pero lo más importante, siéntete libre por haber descubierto la verdad.