Cómo reducir el riesgo de caer en depresión
Una depresión no es un acto de la voluntad, nadie decide estar triste por una elección personal. En ocasiones, la depresión es poco comprendida por personas del entorno que esperan demasiado de una persona que está enferma y que como tal, necesita un tratamiento, tiempo y un proceso para poder empezar a mejorar. Sin embargo, en ocasiones, la línea que separa un momento de tristeza de una depresión más profunda, puede ser muy fina. Cuidar de ti mismo puede ayudarte a reducir el riesgo de caer en depresión. En Psicoblog te damos algunos consejos prácticos para ganar bienestar emocional.

Relaciónate con más gente

Es fundamental tener relaciones sociales, evitar el aislamiento y charlar con los demás. No sólo los amigos verdaderos aportan algo bueno a tu vida. Cualquier relación en la que existe un feedback positivo aporta autoestima: buenos compañeros de trabajo, conocidos, vecinos… El contacto personal y el contacto físico refuerza el bienestar emocional de aquel que recibe cariño al sentirse reconocido en los ojos del otro.

Ten unos hábitos de vida saludables

La felicidad interna también depende de factores físicos como un buen descanso, una buena alimentación y un orden regular en las comidas. También es positivo comer en compañía de la familia. Reduce al mínimo el tiempo que pasas frente a la tele y ponte en movimiento. Puedes salir a dar un paseo, ir al cine, tomar algo en una cafetería…

Potencia los planes autónomos para que no siempre que hagas algo tengas que depender de los demás para poder llevar a cabo ese plan.

Cómo reducir el riesgo de caer en depresión

Comparte tus emociones

Habla de ti y no te guardes todas tus preocupaciones porque el peso del sufimiento es inmenso. Déjate conocer porque tener lazos profundos con los demás también es muy sano a nivel psicológico. Intenta tomarte las cosas con sentido del humor.