Cómo reponerte del cansancio por estrés
Uno de los efectos inmediatos del estrés es el cansancio porque vivir con el malestar emocional que surge de la ansiedad es agotador. Es muy importante identificar cuanto antes los signos de estrés para no agravar el malestar todavía más. El estrés prolongado puede derivar en cansancio crónico. La persona siente apatía y está agotada física y mentalmente. ¿Cómo recuperarte de una etapa así?

Elimina ocupaciones

En una situación así conviene diferenciar entre aquellas ocupaciones que son prioritarias y aquellas que son secundarias para poder dejar de lado ciertas actividades que antes te hacían disfrutar, pero ahora, al no encontrarte bien contigo mismo, se han convertido en una carga. Por ejemplo, puede que tengas que aparcar algunos cursos durante un tiempo para tener más espacio para ti mismo y para no hacer nada.

Planes relajantes

En una etapa así se deben reforzar los planes relajantes como salir a pasear por entornos naturales, reducir las actividades intelectuales y dar más espacio a la pereza. Hacer una escapada de fin de semana a un lugar tranquilo es una buena fórmula para cambiar de aires. Puedes visitar a algunos familiares porque estar con seres queridos también es un aliciente antiestrés.

Aquellos placeres que refuerzan los sentidos también son buenos para liberar el cansancio que surge del estrés. Por ejemplo, la buena alimentación, los baños calientes, un buen masaje, disfrutar del placer estético de unas vistas bonitas, caminar descalzo por casa, utilizar ropa cómoda, dormir más tiempo…

Cómo reponerte del cansancio por estrés

Reduce tu vida social

Si eres una persona que tiene una vida social muy activa, entonces, también tienes que poner freno a estas actividades para encontrar más espacio para ti mismo y buscar el equilibrio. Cuida de ti mismo y ten paciencia porque tras sufrir una etapa de estrés, el cansancio puede durar un tiempo.