Cómo ser independiente en pareja
La codependencia es un problema real de muchas parejas que viven en una especie de cárcel del amor cuando en realidad, la libertad es un medio de realización personal compartida en pareja. La codependencia es una cadena que te ata a otra persona y que conviene cortar.

Cómo cortar las cadenas

En primer lugar, existen personas que terminan cediendo ante ciertos comentarios de su pareja por el simple hecho de evitar discusiones. Lo que se consigue con este mecanismo de huida no es más que reforzar la actitud de control en el otro.

Muestra que eres una persona con personalidad y autonomía para llevar a cabo aquello en lo que tú crees incluso en contra de la opinión de tu pareja. No estás haciendo nada malo sino hacer uso de tu propio criterio.

Existen formas de control que parecen muy sutiles pero pueden ser el principio de una lista de quejas interminable. Cuando tu pareja te pida algo, pídele que razone de una forma lógica su idea. Escúchale y valora si tiene razón o no la tiene.

Recuerda que un amor sano se basa en el respeto de desear lo mejor no sólo para ti mismo sino también, para el otro. Una persona que respeta tu espacio y te potencia en la realización de tus ilusiones, te está ayudando a crecer de verdad.

Cómo ser independiente en pareja

Marcar límites

Marcar límites en pareja implica aprender a decir no, entendiendo que con esta actitud no le estás diciendo al otro que no le quieres sino que no estás de acuerdo con su planteamiento. Existen parejas que se sienten incómodas ante las diferencias de criterio porque sienten que se viene abajo el amor. Tener esa idea es como tener una noción muy frágil de la solidez de una historia.