Cuatro consejos para recibir más amor
El amor es vital a nivel emocional, ese ingrediente que te da fuerza no sólo en los momentos de alegría sino también, de dificultad. Para un enfermo, sentirse querido es un protector que actúa en paralelo con el tratamiento médico. Pero cualquier persona aspira a sentirse especial para los demás. Para ello, aquí tienes cuatro consejos prácticos para recibir más cariño y afecto:

En primer lugar, es indispensable amar desde el alma y no desde el ego. En la medida en que te dejas llevar por la vanidad, entonces, corres el riesgo de que nada te parezca suficiente y de querer siempre más. Esta actitud de exigencia puede acabar agotando a aquellos que te rodean. Por otra parte, si quieres recibir más amor, entonces, anímate a dar previamente. En la medida en que tú das te sientes mejor, notas que te implicas con tu destino y con las relaciones sociales.

Por ello, existe un ámbito excelente para poder poner en práctica la generosidad: el voluntariado. Existen voluntarios que dedican parte de su tiempo a acompañar a personas mayores que viven solas. Por supuesto, también existe otro paso que puedes dar para recibir más afecto: expresar cuáles son tus necesidades y no dar por hecho que tu pareja o tu familia adivinan tu pensamiento. Esperar que las cosas sucedan por arte de magia también produce frustración y dolor.

Para ello, apuesta por la comunicación, atrévete a mostrarte tal y como eres para poder despertar en los demás la fuerza que brota de la autenticidad. Para finalizar, si quieres recibir más afecto en tu vida, entonces, establece un orden de prioridades. No puedes esperar lo mismo de todos aquellos que te rodean, vuélcate al cien por cien en aquellos que de verdad te aprecian y deja en un segundo plano el resto de relaciones.