Curiosidades de la mente humana
Aunque cada vez conocemos más del funcionamiento del cerebro y, con ello, de los mecanismos que rigen la mente humana, esta sigue siendo un misterio para nosotros. Nuestra mente es capaz de realizar operaciones y sorprendentes y desarrollar habilidades que, en muchos casos, parecen increíbles. Pero también es capaz de funcionar de forma incorrecta, dando lugar a enfermedades mentales, anomalías de la memoria, fobias…, etc.

En suma, la mente es tan sorprendente que bien merece la pena examinar algunos de las curiosidades que la rodean y que, en muchos casos, nos ayudarán a comprender un poco más su funcionamiento.

- Cuando nos ponemos muy nerviosos, como antes de un examen o una presentación de trabajo, es habitual quedarnos en blanco. Esto se debe a que la ansiedad que sentimos hace que el cerebro segregue una hormona denomina corticosterona, que bloquea el proceso de recuperación de la memoria. Cuando nos relajamos, el nivel de esta hormona desciende, y podemos volver a recordarlos.

- La velocidad a la que nuestro cerebro procesa la información puede variar entre los 0.5 metros por Segundo y los 120 metros por segundo, lo que supone que puede viajar a más de 430 kilómetros por hora. Como resultado de ello, podemos tener hasta 70.000 pensamientos al día. Sabiendo esto, no es de extrañar muchas veces nos veamos perdidos en un torbellino de pensamientos que no sabemos cómo parar.

- Por muchas cosquillas que tengamos, nunca podremos hacernos cosquillas a nosotros mismos. Esto se debe a que nuestro cerebro distingue entre las cosquillas que nos hace alguien de forma inesperada, que sí provocan la risa en nosotros y las cosquillas que nos intentamos hacer a nosotros mismo, que son esperadas.

- El cerebro no puede sentir dolor porque no tiene receptores del mismo.