Ejercicios para desarrollar una actitud positiva
Aunque sabemos que la vida es más sencilla si somos positivos, no siempre es sencillo mantener una actitud positiva, sobre todo en esos momentos en que parece que todo se nos tuerce o que todo a nuestro alrededor se tambalea. En momentos como esos la angustia y la ansiedad hacen su aparición, lo que dificulta aún más superar esos momentos. Para que esto no nos ocurra y podamos recuperar la posibilidad, podemos realizar una serie de ejercicios que nos ayuden a estimular la parte izquierda del cerebro, aquella que regula la inteligencia emocional. Aquí te presentamos algunos de ellos:

– Dibujar: Dibuja óvalos con la mano izquierda si eres diestro o la derecha si eres zurdo. Debes practicar hasta lograr que te salgan tan bien como con la mano dominante. Cuando lo hayas logrado, colorea con la mano menos dominante el dibujo de un color que te haga sentir bien porque te evoque buenas sensaciones, como el azul del mar.

– Ejercicio para estimular los hemisferios cerebrales: Colócate de pie y cierra los ojos. A continuación levanta los dos brazos, estirándolos hacia los lados. Levanta ahora la pierna que más utilizas y dóblala por la rodilla, como si fueras a avanzar. No abras los ojos a menos que notes que te caes. Aprieta los glúteos y los abdominales para evitar perderlo. Respira profundamente, exhalando despacio el aire. Finalmente, sin bajar los brazos ni la pierna, mueve los brazos hacia delante, manteniendo la posición durante cinco segundos y vuelve a la posición inicial. Repite el ejercicio con el otro pie.

– Realizar un collage con fotografías, recortes de revistas y otras imagines que evoquen lugares y personas que te hagan sentir bien o con imágenes que representen lo que quieres lograr. Contemplarlo cuando te sientas hundido te hará sentir más positivo. Intenta colgar las imagines utilizando la mano no dominante.