Ejercicios para mejorar tu autoestima
A menudo consideramos la autoestima como algo estático, que se tiene o no se tiene, que es alta o baja y no puede ser cambiada. Sin embargo, modificar la percepción de nosotros mismos, enfrentarnos a retos o querernos más son acciones que nos ayudarán a aumentar dicha autoestima.

El problema es que muchas veces es necesario tener mayor autoestima de la que tenemos nosotros hasta ese momento para enfrentarnos a esos cambios, con lo cual nos encontramos en un círculo vicioso del que parece imposible salir. En esta situación, podemos llevar a cabo una serie de ejercicios que nos ayuden a mejorar nuestra autoestima y así establecer cambios que la aumente aún más:

– En una hoja, anota cinco cosas que te gusten de tu físico. Normalmente prestamos atención a lo negativo, por lo que nos dará una nueva perspectiva de nosotros mismo.

Anota también, cinco cosas que te agraden de tu forma de ser. Pueden ser cosas que los demás te hayan dicho de ti mismo, aunque tú no las creas del todo debido a tu baja autoestima.

– Permítete satisfacer tus necesidades: Solemos centrarnos en las de los demás y olvidar las nuestras. En una hoja, escribe cuáles son tus necesidades más importantes y piensa que eres tan digno de admiración y respeto como cualquier otra persona, y tienes derecho a satisfacerlas, aunque ello no siempre agrade a los demás. Quizá más tiempo para ti, retomar tus estudios… eso debes decidirlo tú.

– Valora tus logros: Si te preguntan si has hecho algo importante, seguramente negarás rápidamente, pero todos hemos conquistado logros a lo largo de nuestra vida. Es el momento de reconocerlos, anotándolos también en un papel. Puedes escribir aquella vez que sentiste mucha vergüenza al tener que cambiar algo que habías comprado pero lo hiciste, o cuando lograste terminar tus estudios con mucho esfuerzo.