Es imposible amar sin esperar nada a cambio
En la teoría se suele repetir con mucha frecuencia que hay que amar sin esperar nada a cambio. Y este lema que se pronuncia con tanta facilidad resulta literalmente imposible en la práctica porque el corazón humano se agota y se asfixia a nivel emocional cuando un día tras otro, vive el castigo de la indiferencia o la falta de equidad en un vínculo afectivo. En una relación de pareja existe reciprocidad. De hecho, el día de la boda, los dos miembros de la pareja prometen fidelidad y amor en la salud y en la enfermedad. ¿Por qué es un error amar sin esperar nada a cambio?

El amor propio es sano

El amor propio es sano. Dar y esperar algo a cambio no significa anotar en una libreta todo aquello que uno ofrece y que recibe por parte del otro. De hecho, el sentimiento interno es el que te indica cómo estás tú en una relación y si estás contento de cómo van las cosas.

Pero en una relación pueden darse desequilibrios muy importantes. Así sucede cuando uno de los dos pasa años tirando del carro de una historia sin presente y sin futuro. El amor propio te ayuda a marcar límites al ser consciente de que mereces ser amado con dignidad. Eso no significa ser egoísta sino pensar en uno mismo y en la salud. Cuando tú ofreces un amor a tu pareja y ese amor no tiene un feedback positivo, entonces, te frustras y sufres por la situación que te ha tocado vivir.

Es imposible amar sin esperar nada a cambio

Cuándo es posible amar sin esperar nada a cambio

Existen almas muy grandes, nobles y desinteresadas al extremo que sí han desarrollado una gran virtud para amar sin esperar nada a cambio. Por otra parte, siempre te es más fácil hacer una buena acción por una persona a la que no conoces y no esperar nada a cambio, que practicar esa idea del amor en tu pareja. Sencillamente, porque cuando más conoces a alguien, más te implicas, más das y más esperas recibir.

También es posible amar sin esperar nada a cambio cuando no existe una relación de igualdad en la propia pareja. Cuando uno de los dos está enfermo y necesita ser cuidado, entonces, la vocación del amor se muestra en su generosidad.