Etapas del aprendizaje
Cuando queremos aprender algo, ya sea dominar una lengua extranjera o mejorar nuestras habilidades sociales, debemos hacerlo siguiendo siempre una serie de etapas que los psicólogos denominan modelo de competencia consciente, creado por Abraham Maslow, y es común a cualquier aprendizaje que queramos seguir en cualquier materia. Las etapas son las siguientes:

Incompetencia inconsciente: En esta primera etapa no conocemos la existencia de algo, ni cómo funciona ni para qué sirve. Este puede ser el caso de una persona que nunca ha necesitado el automóvil para desplazarse, con lo cual no ha sentido nunca la necesidad ni la curiosidad de aprender a conducir.

La incompetencia consciente: En esta segunda etapa nos hemos dado cuenta de que no sabemos algo, o cómo funciona alguna cosa, es decir, nos hacemos conscientes de que no poseemos los conocimientos necesarios para hacer o comprender algo.

Siguiendo el ejemplo anterior, la persona estaría esta etapa cuando se sentara en el asiento del conductor del vehículo sin saber cómo manejar los pedales, encender el motor, etc.

Competencia consciente: Este paso se da cuando nos han explicado cómo realizar algo determinado y hemos comprendido cómo hacerlo. Por ello, la realizamos completamente concentrados en la tarea que tenemos entre manos, reflexionando ante cada paso que damos, equivocándonos y rectificando. En este caso la persona ya ha adquirido los conocimientos necesarios para conducir un coche y se pone al volante por primera vez, por lo cual tiene que concentrarse para arrancar, salir del aparcamiento o frenar ante un semáforo.

La competencia inconsciente: En este nivel ya dominamos la destreza o la habilidad que hemos estado aprendido durante las tres etapas anteriores, y la hemos interiorizado tanto que ya no necesitamos reflexionar antes de llevarla a cabo. Sería el momento en el que la persona ya ha integrado los conocimientos necesarios para conducir y lo realiza de forma automática.