Cómo evitar que el duelo se convierta en depresión
El duelo y la depresión no son dos conceptos sinónimos, sin embargo, en ocasiones, la tristeza por la muerte de un ser querido puede agravarse hasta convertirse en un padecimiento emocional crónico. Para evitar que la tristeza derive en depresión es muy positivo que quien vive el proceso de duelo intente mantener su red de relaciones sociales activa, fomentar los espacios de amistad y mantener la normalidad en los planes de ocio y tiempo libre llevados a cabo hasta ese momento.

Continuar con el estilo de vida habitual es un buen anclaje emocional de fuerza. Además, para evitar que el duelo se convierta en depresión también es recomendable buscar un significado a lo ocurrido. Un sentido que sea totalmente personal pero que te ayude a sobrellevar mejor el dolor de la pérdida.

Consejos para mitigar el dolor

Para superar el duelo también es muy importante decir adiós. Cuando fallece un ser querido no podemos hablar con él directamente igual que antes pero sí podemos dedicarle unas palabras mentalmente. Por ejemplo, puedes escribir una carta de despedida y compartirla con tus amigos y familiares más directos. Será un homenaje personal a la memoria de esa persona a la que recordarás siempre. Y esta es también la clave del duelo. No convertir el recuerdo en un tabú pero tampoco en una obsesión.

Cómo evitar que el duelo se convierta en depresión
En este tipo de situación es muy importante estar preparado para un dolor muy profundo que es el que se sufre cuando se vive una pérdida personal tan directa como un padre o un hijo. El primer año es clave para avanzar. Ese primer año en el que la ausencia cobra más fuerza en cada fecha significativa: primeras fiestas de Navidad, cumpleaños, celebraciones familiares… Sin embargo, aunque ese primer año sea el más significativo, el segundo es una continuación del camino iniciado en el anterior. Tiempo en el que has creado nuevos recuerdos en tu vida sin que esa persona esté presente. Sin embargo, la muerte no significa una distancia emocional. Es decir, tener presente a ese ser querido en tu corazón es un legado de vida que te dará fuerzas para avanzar.

Para evitar que el duelo se convierta en depresión intenta mantener unas rutinas frecuentes en horarios de comida y también, descanso. Dormir y tener una alimentación sana es vital para reducir el cansancio psicológico.

Si estás pasando por una situación de este tipo, este es un buen momento para iniciar una nueva actividad. Las ilusiones más sencillas son muy terapéuticas en este tipo de circunstancias.

Cómo evitar que el duelo se convierta en depresión

Consejos para avanzar en tu vida

El dolor se lleva por dentro y bastante duele esa experiencia como para detener el tiempo en el luto. Es decir, no es una falta de respeto hacia ese ser querido ausente disfrutar y ser feliz en planes sociales porque lo que de verdad desean las personas que se marchan es que aquellas que se quedan estén bien.

La vida es un misterio en muchos sentidos. Y este sentimiento vuelve a brotar cuando muere un ser querido y quedan un montón de preguntas sin respuesta. Sin embargo, no te quedes estancado en esa búsqueda de respuestas, avanza en tu vida. Y lo más probable es que las respuestas lleguen con el tiempo.

Ten fotografías de ese ser querido en un lugar especial. Son un recuerdo visible que te hará compañía. Comparte el dolor con tu núcleo más cercano porque las palabras y abrazos de los que te quieren, te darán fuerza.