La chispa de la vida
La vida es esa aventura que te espera cada mañana nada más abrir los ojos y poner un pie en el suelo al levantarte de la cama. La vida tiene chispa, magia y entretenimiento en estado puro. Para ello, debes descubrir cómo te gustaría vivir, qué objetivos te gustaría alcanzar, qué proyectos quieres realizar, qué deseos son importantes para ti y qué personas son las que te hacen sentir bien a tu alrededor.

La vida y la muerte forman parte de un juego lleno de misterio. Y es que, más allá del conocimiento científico, existen muchas preguntas que no tienen una respuesta clara y definitiva. En caso de obsesionarte con tales preguntas, entonces, corres el peligro de caer en una crisis existencial. Este tipo de interrogantes son: ¿Qué existe detrás de la muerte?, ¿Qué sentido tiene la vida?, ¿Por qué el ser y no más bien la nada?

Sin embargo, sí es verdad que cada persona logra dar una respuesta propia a este tipo de preguntas para poder agarrarse a algo en los momentos de máximo dolor o dificultad. Algunas personas creen en Dios, otras en la reencarnación, y también, hay quien confía en la energía del universo.

La chispa de la vida se descubre en forma de ahora. Y además, también se respira en los pequeños momentos de la rutina diaria. En esos instantes que conservas en tu corazón porque para ti fueron especiales. Pero en relación con el futuro, la vida también se torna una aventura fascinante cuando aprendes a vivir con ilusión y a pensar en todas las cosas buenas que te quedan por pasar. Existen destinos cargados de mala suerte, pero también existen historias llenas de luz y de magia. Tal vez, tú seas una de esas personas afortunadas en su día a día. Más allá de que en la existencia siempre haya momentos trágicos, el balance puede ser bueno.