La escritura, un remedio terapéutico para desahogarte
Exteriorizar aquello que llevamos dentro no siempre es sencillo. De hecho, existen personas que por su propio carácter no quieren mostrar sensación de debilidad ante los demás. Este tipo de personas, está más acostumbrada a darse a los demás que a dejarse ayudar por ellos en los momentos de dolor. Desahogarte es más que necesario no sólo en los buenos momentos cuando te gusta compartir las noticias agradables con tus familiares y amigos, sino también, en los momentos difíciles en los que sientes que una pena te aprisiona el pecho.

Y en cierto modo, a veces, parece que te impidiera respirar con normalidad. Esta sensación de angustia indica que debes desahogarte, es decir, debes quitarte peso de dentro, liberarte, perdonarte y ser feliz. La escritura es un remedio terapéutico que puede ayudarte en este sentido. Te recomiendo tener siempre un diario en tu mesilla de noche donde puedas escribir unas palabras que sean para ti mismo.

Escribir tus vivencias te ayudará a conocer tu propia evolución ya que podrás volver a ese texto incluso, cuando pasen meses o años. Existe una forma excelente de potenciar la felicidad y es el hecho de tener un diario exclusivamente, dedicado a las buenas noticias. A aquellos acontecimientos agradables que suceden en tu vida. Puesto que así, tendrás un tesoro de buenos momentos que te ayudará a darte cuenta de lo afortunado que eres y de todo aquello que tienes y que debes de valorar.

La escritura es un medio que también fomenta la introspección, es decir, el conocimiento adecuado de uno mismo. Y la verdad es que no necesitas ser un poeta ni un gran escritor para poner en práctica este arte terapéutico que te hará sentirte más libre cada día. Aprende a expresar tus sentimientos sobre el papel y a mostrarte tal y como eres.