La ley de la atracción
La atracción es un fenómeno real en algunos contextos. Sin embargo, existen pensadores que la aplican a la vida en general y a la suerte que puedes tener en tu existencia si consigues aplicar de la forma adecuada esta ley que rige tu vida con la misma fuerza que la ley de la gravedad define el universo. Esto es lo que señala al menos, Rhonda Byrne, autora de uno de los libros más leídos en los últimos años: EL Secreto.

Bajo este título, se esconde en esencia, una propuesta de felicidad que puede servir de ayuda a los lectores. Y es que, aunque no tomes como real todo lo que se dice en él, siempre puedes extraer algo positivo para tu propia vida. La actitud más adecuada a la hora de leer libros de filosofía o de psicología es esa: intentar extraer de cada autor una verdad para ti mismo.

La ley de la atracción centra todo su poder en el pensamiento y también, en el sentimiento. De hecho, ambos planos deben estar en armonía. Atraes a tu vida todo aquello que piensas, porque los pensamientos se transforman en cosas. Y porque a través de tu modo de pensar y del tiempo repetido que dedicas a darle vueltas a la cabeza a un mismo tema, también creas una frecuencia. De este modo, lo que recibes está en armonía con tu modo de ver el mundo.

La ley de la atracción también está marcada por la fe. Es decir, debes tener una fe plena y real en que aquello que deseas se te va a conceder. La lectura de El Secreto puede ser especialmente recomendable para aquellos que se encuentran en un momento en el que necesitan un poco de energía positiva. Pero por supuesto, se trata de un libro que hay que leer con sentido común.