La psicología racional
La psicología racional es una disciplina que en la actualidad cuenta con expertos como Rafael Santandreu, conocido por el éxito de su libro “El arte de no amargarse la vida”. Un título que es una evocación directa a la actitud como decisión de ser feliz, frente al espíritu de la necesidad que impera en la sociedad actual. Es decir, este experto aconseja no convertir un deseo en una necesidad vital para no caer en lo que él denomina “necesititis”. O lo que es lo mismo, la creencia de pensar que realmente, seremos más felices al tener más dinero, un coche nuevo, más ropa en el armario…

Por ello, el autor te invita a poner en práctica la psicología racional, aquella que muestra que el ser humano tiene la capacidad de provocarse emociones a sí mismo a través del pensamiento. Por ello, si sufres estrés, por ejemplo, previamente, en base a esta escuela de pensamiento, tienes que analizar qué ideas te dices a ti mismo porque dichas ideas producen un efecto directo en el plano emocional. Al interiorizar este mensaje, el ser humano puede empoderarse a sí mismo para aprender a controlar mejor sus emociones a través de pensamientos bellos, positivos y estimulantes.

A través del pensamiento, cualquier persona define la realidad de una forma constante. Por ello, en base a la valoración que haces también te enfrentas de una forma determinada a los acontecimientos. La psicología racional se fundamenta, en parte, en el trabajo de un filósofo del siglo I llamado Epicteto. No hay que perder de vista que la psicología hunde sus raices en la filosofía. Pero la psicología racional también está muy impregnada del pensamiento de Albert Ellis y Aaron Beck.

No es nada fácil llegar al punto de poder controlar y gestionar mejor las emociones a través del pensamiento. Se trata de un trabajo interior de largo recorrido que requiere de práctica.