Mejora tu autocontrol con afirmaciones positivas
No siempre podemos controlar con facilidad nuestras emociones y, sin darnos cuenta, la ira, el miedo o la angustia toman el control y actuamos de forma impulsiva y explosiva, haciendo o diciendo cosas de las que después nos arrepentiremos. Lograr el autocontrol para no perder la calma en estos momentos no siempre es sencillo y requiere mucha práctica y una gran determinación para lograrlo, pero encontraremos una gran ayuda para mejorar nuestro autocontrol en las afirmaciones positivas.

En muchas ocasiones pensamos que las afirmaciones son meras repeticiones que realizamos de forma más o menos mecánica y sintiéndonos más o menos ridículos al realizarlas, dependiendo de la confianza que tengamos en ellas. Pero las autoafirmaciones positivas tienen un gran poder sobre nuestro cerebro porque están basadas en el uso del lenguaje y en cómo nos dirigimos a nosotros mismos, algo que tiene mucha importancia a la hora de mejorar nuestro control y nuestra autoconfianza.

Basta con analizar cómo dialogan consigo mismas las personas con una baja autoestima y un pobre concepto de sí mismas, con frases llenas de expresiones negativas del tipo: “eres un inútil”, “nunca haces nada bien”, etc., mientras que quienes tienen una sana autoestima suelen hablarse a sí mismos en un sentido mucho más positivo: “yo puedo hacerlo”,, “tengo capacidad para lograrlo, etc.”

En el caso de mejorar nuestro autocontrol, la forma de hablarnos a nosotros mismos también es importante, porque de cómo lo hagamos dependerá si confiamos en ser capaces de logarlo o si por el contrario nos hemos resignado a no luchar por cambiar aquello que queremos mejorar.

Como siempre que hagamos afirmaciones, no deberán contener las palabras “siempre, nunca, todo, nada”, debemos formularlas en positivo y en presente, sin comenzar nunca por la palabra “no”. Lo mejor es realizarlas ante el espejo, concentrándonos en lo que decimos mientras las repetimos.