¿Qué puedes hacer antes de ir al psicólogo?
¿Qué puedes hacer antes de ir al psicólogo? En realidad, el psicólogo es el último recurso, es decir, la última opción a la hora de solucionar un problema. Sencillamente, porque es positivo que tengas bienestar e independencia a la hora de llevar las riendas de tu vida sin ayuda externa. Acudir al psicólogo cuando es indispensable, es necesario. Sin embargo, antes de dar este paso puedes plantearte otros caminos. ¿Cuáles son?

En primer lugar, debes intentar resolver el problema por ti mismo, ver si eres capaz de afrontarlo. Por supuesto, también puedes contar con el apoyo de algún amigo o de algún familiar. Siéntete libre a la hora de buscar los medios adecuados para alcanzar un fin. Por otra parte, no tomes la tristeza como un indicio de que debes ir al psicólogo. Si te encuentras decaído porque te acaban de despedir del trabajo, es de lo más normal que estés así. Lo mismo sucede en caso de una ruptura reciente de pareja. El problema emocional surge cuando el malestar se arrastra durante más tiempo del necesario y cuando una preocupación se convierte en omnipresente en la rutina diaria, hasta el punto de eclipsar cualquier otro tipo de alegría.

Antes de acudir al psicólogo, puedes hablar con tu médico de cabecera, contarle qué te pasa, cómo te sientes y qué te preocupa. Él podrá aconsejarte de una forma positiva porque puede que no necesites un psicólogo sino salir más, divertirte y disfrutar con los amigos y la familia. También puede que necesites un cambio en tu vida y aires renovados: un cambio de trabajo, hacer nuevos amigos, disfrutar de otras actividades, viajar… La monotonía en cierto modo, puede estancar el alma en lo más profundo del abismo de la tristeza. Después de haber reflexionado sobre todos estos puntos, puedes acudir al psicólogo porque entonces, será que de verdad lo necesitas.