Remedios naturales contra la tristeza
La tristeza es un sentimiento bueno y natural, pese a que en la sociedad actual, en medio de la euforia de la filosofía positiva se cae en el error de tapar la tristeza, hasta el punto de forzar al ser humano a comportarse como si fuese una máquina que siempre reacciona de una forma automática con la mejor de sus sonrisas ante cualquier acontecimiento externo. La tristeza es humana, tanto que renunciar a ella, supone un precio importante. Quienes tapan u ocultan sus verdaderos sentimientos, tarde o temprano, pagan las consecuencias de haber evitado mirar dentro de sí mismos.

Cómo evitar la tristeza

Existen antídotos muy naturales que están al alcance de cualquier persona. Uno de ellos es la risa. Por suerte, incluso en los momentos en los que una persona está débil, puede encontrar excusas para disfrutar de una sonrisa. Por ejemplo, el contacto con los bebés produce alegría inmediata en cualquier adulto. Del mismo modo, las relaciones sociales enriquecen la vida de una persona porque la risa compartida es mayor.

Para curar la tristeza, también es importante respirar aire puro y ver el sol porque su luz, genera una fuerza importante en el estado de ánimo de cualquier persona. Por ello, el contacto con la naturaleza, que nos hace conectar con la parte trascendental de la vida, nos ayuda a sentirnos mejor por dentro.

El descanso, un baño relajante, una buena alimentación, el abrazo de un amigo y la música también son remedios naturales contra la tristeza. En esta lista, conviene añadir el placer como un antídoto natural porque el placer es en el cuerpo, lo mismo que la alegría es en el alma.

Remedios naturales contra la tristeza

Hacer uso de los remedios naturales

Hacer uso de estos remedios naturales es importante porque están al alcance de todo el mundo y porque además, al ser naturales, no tienen ningún tipo de efecto secundario.