Signos de adicción al amor
La adicción al amor es una forma de dependencia en la que la persona se siente vacía y perdida si no está en pareja. Pero además, conviene puntualizar que esta adición no solo condiciona los momentos de soledad sino también, la propia relación ya que el enamorado vive con la angustia habitual del temor al abandono, tiende al control en la historia como consecuencia de esta posición de alarma.

Detrás de este tipo de dependencia existe un mensaje interno que la persona se dice a sí misma de un modo repetitivo: “No puedo ser feliz si estoy solo”. De este modo, se condiciona de un modo negativo a sí misma sobre los esquemas de felicidad que de un modo directo (desde esta perspectiva) va de la mano del amor de pareja.

Consecuencias de la adicción al amor

Este tipo de romance está marcado por la obsesión que produce cambios frecuentes de humor, sentimientos contradictorios, angustia, cansancio psicológico, falta de libertad, dudas y miedos. La adicción al amor puede estar causada, entre otros motivos, por una baja autoestima que potencia carencias afectivas que la persona gestiona de un modo inadecuado.

En este tipo de sentimiento, el amor no es tal sino una necesidad. Cuando una persona vive el amor de este modo, se altera en cuanto su pareja no responde un mensaje en un breve plazo de tiempo. Existe una necesidad de reafirmación constante en dicha historia, de tal modo que no quede lugar a ninguna duda. La persona renuncia a otros ámbitos de su vida porque la vida de pareja absorbe su tiempo en exclusiva.

Signos de adicción al amor

Inseguridad y frustración

Este tipo de situación causa mucho sufrimiento e insatisfacción ya que la persona pone su valor en un bien que es ajeno a sí misma. Se olvida de su mundo interior en busca de la aprobación externa.