Sugerencias para aliviar el sentimiento de culpa
El ser humano es tan complejo que puede sentirse incluso culpable por algo de lo que en realidad no es responsable. La culpa pesa y produce dolor, remordimientos de conciencia y frustración. Este sentimiento puede sobrevivir en el tiempo mucho más allá del momento en el que se produjo el punto de conflicto. ¿Cómo aliviar el sentimiento de culpabilidad?

Comprender el pasado

Ganamos en bienestar emocional cuando comprendemos el pasado e intentamos ser amables con nosotros mismos al considerar que actuamos del mejor modo posible de acuerdo a las circunstancias de aquel momento. ¿Por qué obsesionarse con el ayer cuando la línea de la vida pretérita es inamovible?

Aspirar al imposible de realizar cambios en el ayer es como pegarse constantemente contra un muro.
Asume las imperfecciones propias, ajenas y también, las luces y las sombras de la propia vida. Seguro que puedes transformar tus vivencias y tus fortalezas en la materia prima de tu felicidad futura. La opción de avanzar es mucho más saludable que la de quedarse estancado en el pasado.

Sugerencias para aliviar el sentimiento de culpa

Aprende de tus propios actos

Un signo de responsabilidad ética es practicar acciones de las que te haces responsable de tus actos. Por esta razón, no existe mejor formación vital que aquella que adquirimos en la escuela de la vida. Una escuela que es la verdadera fuente de sabiduría. Comprende tus errores pasados para intentar no cometerlos en el presente o para cometerlos con menos frecuencia.

El paso más importante y definitivo para aliviar el sentimiento de culpa es perdonarte a ti mismo. Un paso para el que hay que tener la humildad de mirar en el interior de uno mismo con objetividad pero sin una actitud de autocastigo. Escribe una carta de cariño hacia ti mismo para consolarte por tu dolor. A modo de reflexión, te hago esta pregunta: ¿Cómo puedes hacer algo creativo con el sentimiento de culpa?