Diferencias entre anorexia y bulimia
Actualmente está empezando a haber más información acerca de la anorexia y la bulimia pero en ciertas edades aún existe demasiado desconocimiento y toda información es poca acerca de estos trastornos tan graves. Cuando hablamos de anorexia y bulimia estamos haciendo referencia a trastornos alimenticios muy graves a causa de problemas psicológicos que afectan sobremanera a las personas que lo padecen ya que tienen una preocupación obsesiva por el aspecto físico y el peso del cuerpo.

Estos trastornos son más frecuentes en la adolescencia y más en mujeres que en hombres pero hoy en día también existen hombres que también lo padecen. Estos trastornos alimenticios tienen un objetivo común que es adelgazar el máximo posible para (según su pensamiento) ser aceptados en la sociedad y encontrar así su perfección. Esta obsesión puede llegar a ser mortal, aunque existen diferentes conductas dentro de la misma enfermedad, existiendo diferencias notables entre estos dos trastornos alimenticios.
Seguir leyendo

Bulimia, el círculo infernal
La bulimia es un trastorno que se encuadra dentro de los trastornos alimenticios. A diferencia de la anorexia nerviosa, en la que el paciente no come, en la bulimia el paciente se da atracones de comida en los que come una cantidad excesiva de comida, sobre todo dulces. Después, para evitar subir de peso, la persona compensa ese exceso con vómitos o tomando laxantes en exceso para evitar engordar.

La bulimia se puede presentar por sí misma o acompañada de anorexia nerviosa, en cuyo caso se da un trastorno que se conoce como bulimorexia, pero no siempre ambas enfermedades van unidas.

La persona que sufre bulimia se ve con un exceso de peso aunque realmente no sea así. Tras un atracón, la persona se siente culpable y su autoestima queda muy baja, lo que le lleva a desarrollar conductas que muestran un rechazo de su cuerpo, como provocarse el vómito o realizar ejercicio en exceso para así hacer desaparecer las consecuencias del atracón.
Seguir leyendo