Dejar de fumar: fortalece tu voluntad
El ser humano afronta nuevos retos de forma constante, de hecho, gracias a los obstáculos que enfrentas con energía, cada día, puedes superarte a ti mismo. Existen retos emocionales relacionados también con la salud y el bienestar. Por ejemplo, muchos fumadores tienen una gran dependencia del tabaco en su rutina diaria, sin embargo, un buen día toman la decisión de decir adiós a la nicotina.

En general, la idea de dejar de fumar se produce de forma progresiva a lo largo de un tiempo. Para dejar de fumar, lo más importante es estar convencido de la decisión, es decir, tener claro que quieres lograr el objetivo. Tener clara tu meta te ayudará a persistir en situaciones de debilidad. Como por ejemplo, en esos momentos en los que puedas ver a otra persona fumando y sientas la tentación de hacer tú lo mismo.
Seguir leyendo