Cómo evitar ser despistado
Si te dicen que eres muy despistado puede ser un indicio de cierto rasgo de tu personalidad dispersa, un problema que podría perjudicarte a nivel laboral, académico o relacional. Para evitar que esto suceda, te damos unos estos consejos que te ayudaran a combatir la distracción o falta de concentración.

Recuerda que no tienes excusas, tus actos son los que cuentan. Reconoce tu dificultad, aunque eso no quiere decir que seas una persona totalmente despistada. Muchas veces las distracciones son parciales y reúnen ciertas características de formación. Por ello, no caigas en justificarte de tus errores diciendo que eres despistado, describirte de ese modo sólo será un obstáculo para mejorar esta condición con la que convives a diario.

Es importante que te hagas cargo de tus despistes. Acepta la responsabilidad de tus descuidos. Si has olvidado algo, pregúntate por qué lo has olvidado, busca un razonamiento el cual te sirva para reconocer tu dificultad y podrás reflexionar sobre los motivos que te llevan a olvidar ciertas cosas. Con el tiempo llegarás a concienciarte y no te pasará tan a menudo.
Seguir leyendo