Ventajas emocionales de un buen paseo
Hacer deporte está de moda hasta el punto de que algunas personas caen en la obsesión por el ejercicio físico y por tener un cuerpo perfecto. El día en que esas personas descubran que no existe el cuerpo perfecto en tanto que la belleza es una cuestión totalmente subjetiva, se relajarán. Y disfrutarán. Uno de los ejercicios más realizados por personas de todas las edades es el de dar un paseo y caminar. Lo cierto es que lo positivo de caminar es que es algo que cualquier persona puede poner en práctica, incluso, los ancianos, cada uno a su ritmo.

Pero a nivel emocional, pasear también es muy gratificante por los siguientes motivos. Está comprobado que hacer deporte genera emociones saludables: alegría, ilusión, esperanza, satisfacción… Pero además, el hecho de tener una rutina y el hábito de ir a pasear todos los días a la misma hora también te ayuda a sentirte mejor contigo mismo a lo largo del día.
Seguir leyendo