Excepciones a la norma
El ser humano está acostumbrado a hablar y a vivir desde la generalidad. De este modo, se siente más seguro, cree que tiene el control de las cosas y se adapta a los estereotipos sociales. Sin embargo, la riqueza de lo humano no debe hacernos perder de vista que existen excepciones a la norma, situaciones que rompen los cánones de lo establecido, y que realmente, resultan fascinantes desde un punto de vista emocional. Ya que aquel que se deja llevar por vivir una situación al margen de lo que opinen los demás, es más libre que quienes renuncian a algo por el temor al fracaso o por miedo interno.
Seguir leyendo