El pánico de morir
Hace generaciones, el hecho de morir era una realidad totalmente natural en el ser humano. Y la verdad, es que es una lástima que la sociedad tecnológica, el ideal del confort y el bienestar en el que vivimos, nos hayan llevado al punto de evitar el tema de la muerte como un tabú total. El dolor aumenta ante la falta de aceptación de un hecho que es natural, más allá de que, es contrario a la voluntad.

Y es que, el deseo de existir sigue vivo en el corazón de las personas más allá de que tengan ochenta años. Al menos así sucede en muchos casos. Evidentemente, también existe la situación contraria, la de aquellos que quieren poner punto y final a su vida. Pero el suicidio no es un fenómeno habitual, afortunadamente.
Seguir leyendo