Me insultan en clase y me hacen bullying
En la actualidad y desgraciadamente existen numerosos casos de bullying en las escuelas de todo el mundo y son muchos niños los que sufren este acoso por parte de compañeros de clase que disfrutan atormentando a los demás, seguramente a causa de grandes problemas emocionales, por muchas carencias y grandes inseguridades. Lo primero que buscan estos niños es la reacción del otro, es decir, llaman su atención buscando una respuesta, así que lo primero que tendrás que hacer es no dársela.

El bullying no es algo que deba permitirse porque “ha ocurrido siempre”, el bullying es un problema muy grave y siempre que haya casos en la escuela hay que tomar medidas por parte de todos, porque los demás, los que están alrededor y son testigos también tienen la obligación de actuar ante este tipo de comportamientos negativos. Pero si eres tú quien sufre este bullying debes saber que no dar atención no significa quedarse de brazos cruzados la próxima vez que te insulten o te hagan bullying haz caso a las estrategias que a continuación te presento.
Seguir leyendo

Cómo detectar la dislexia en el niño
La dislexia es uno de los problemas del aprendizaje que más pueden influir en el rendimiento escolar negativo del niño. Supone una dificultad para aprender a leer, lo cual también implica la dificultad para aprender a escribir, lo cual supone que para el niño resulta más complicado que para sus compañeros comprender textos escritos y expresarse correctamente en los exámenes y pruebas realizados en la escuela.

Para evitar que la dislexia influya en su resultado escolar, es importante detectar precozmente este trastorno para que un especialista realice un diagnóstico y determine las pautas para facilitar el aprendizaje del niño. Para ello, deberemos estar atentos a los signos que nos pueden indicar que el niño sufre dislexia:
Seguir leyendo

Cómo detectar el trastorno por déficit de atención en el niño
Es habitual escuchar a muchos padres decir que su hijo no atiende, que es muy nervioso y que pocas veces escucha cuando se le explica algo.

Cuando esto ocurre, es necesario que los padres presten atención a una serie de signos que les puedan indicar que su hijo padece un Trastorno por Déficit de Atención (TDA), especialmente si el niño tiene más de cuatro años, que es cuando, según los especialistas, se puede hablar propiamente de la existencia de dicho trastorno.

Los síntomas que nos pueden indicar que el niño lo padece son los siguientes:
Seguir leyendo

Cómo detectar el Síndrome de Asperger en un niño
Aunque el Síndrome o Trastorno de Asperger está relacionado con los trastornos autistas, presenta unas diferencias con estos, que hacen que resulte más complicado detectarlo en los niños, ya que aquellos que padecen Síndrome de Asperger no presentan problemas en el lenguaje. Muy al contrario, suelen tenerlo muy desarrollado y también presentan un coeficiente intelectual normal, incluso superior a la media.

Por ello, será necesario atender a otros signos de la enfermedad si queremos saber si nuestro hijo sufre Síndrome de Asperger:
Seguir leyendo

Cómo detectar el autismo en el niño
El autismo infantil es un trastorno generalizado del desarrollo que puede aparecer desde el primer año de vida del niño, por lo que es importante la detección precoz de esta dolencia para iniciar el tratamiento que permita al niño mejorar su comunicación con el entorno, así como lograr que tenga una mejor calidad de vida, a ayudarle a comunicarse e incluso a lograr que viva de forma independiente.

Los síntomas que nos pueden indicar que un niño sufre autismo son los siguientes:
Seguir leyendo

Meditaciones para niños
Estrés, miedo, ansiedad…, habitualmente asociamos estas emociones al mundo de los adultos, y nos olvidamos de que los niños, en su ámbito y en su día a día, también se enfrentan a situaciones que les pueden resultar estresantes, provocar ansiedad e incluso miedo. En estos casos, al igual que nosotros podemos encontrar en la meditación una herramienta para controlar estas emociones, los niños también pueden beneficiarse de ejercicios de meditación, siempre que estén adaptados a su edad y a su desarrollo.

Mediante estos ejercicios de meditación, que el caso de los niños duran pocos minutos, los niños se sienten tranquilos y relajados, por lo que resultan muy positivas especialmente en aquellos casos de niños con hiperactividad o déficit de atención, aunque también para niños que tienen dificultades para conciliar el sueño por la noche o incluso sufren alergias.
Seguir leyendo

Enseñar inteligencia emocional a los niños
La inteligencia emocional es un concepto relativamente nuevo. Nunca hasta ahora se ha dado tanta importancia al papel que juegan nuestras emociones en nuestra vida y muchos expertos coinciden en que debería ser incluso una asignatura que se impartiera en los colegios, ya que desarrollar nuestra inteligencia emocional nos ayuda a construir relaciones más equitativas, sanas y positivas, ser más felices, lograr nuestros objetivos y sentirnos mejor con nosotros mismos.

Aunque hoy por hoy aún no es una asignatura, los psicólogos consideran que es importante enseñar inteligencia emocional a los niños. De este modo, desarrollarán su autoestima de forma más sana y el respeto, tanto por ellos mismos como por los demás. También aprenderán a respetar los límites y a establecerlos ellos mismos, lo que mejora en gran medida sus relaciones sociales.
Seguir leyendo

Trastorno disocial en niños y adolescentes
Dentro de los distintos tipos de trastorno disocial que existen podemos encontrar uno que se inicia en la infancia, antes de los diez años de edad, habitualmente a los cinco o seis años y que hace que el niño que lo sufre tenga relaciones problemáticas con sus compañeros y utilice la violencia física con quienes les rodean violando sus derechos básicos. Se puede dar tanto en niños como adolescentes.

Es habitual que estos niños, ya que el trastorno es más frecuente en ellos que en las niñas, presenten comportamientos como peleas, intimidaciones, crueldad hacia los animales, destrucción de propiedad ajena, robo, faltas a la escuela, etc. Además de estos comportamientos, estos niños suelen presentar una autoestima muy baja, poca tolerancia a frustración, irritabilidad e imprudencia.
Seguir leyendo