Cómo aprender a ser optimista tras una etapa de pesimismo
El optimismo adquiere más realismo cuando nos damos cuenta de que tenemos la capacidad de adquirir nuevos hábitos: es decir, nadie está condenado a ser un eterno pesimista al igual que las personas que de modo habitual son más optimistas, deben de cultivar esta actitud de un modo consciente. ¿Cómo aprender a ser optimista y dejar atrás el desánimo?
Seguir leyendo

¿Por qué caemos en el pensamiento negativo cuando es mejor ser optimista?
En teoría, cualquier persona sabe que es mejor ser positiva ya que el hecho de dar rienda suelta al optimismo potencia los niveles de bienestar personal, la alegría interior y la ilusión. Sin embargo, en la práctica, las personas somos vulnerables, tenemos miedos e inseguridades. La oposición entre teoría y práctica, inteligencia y voluntad, es muy humana. ¿Cuáles son las principales causas que nos llevan a pensar en negativo a pesar de ser conscientes de que el optimismo es la verdadera clave hacia el éxito?
Seguir leyendo

Cinco factores que incrementan el pensamiento negativo
El pensamiento negativo es uno de los principales enemigos del bienestar físico y mental. La forma en la que pensamos influye en cómo nos sentimos. Sin embargo, para poner freno al pesimismo tenemos que estar muy atentos ante esos factores que lo incrementan.
Seguir leyendo

Cambiar el pesimismo por el optimismo
¿Cómo son los pensamientos que dan vueltas en tu cabeza cuando no estás bien emocionalmente? Son muchos los pensamientos que se vuelven automáticos y suelen presentarse como pensamientos acusadores, victimistas o muy negativos. Este tipo de pensamiento negativo condicionará tu comportamiento e incluso tu estado de ánimo. ¿Pero sabes qué? Que el optimismo también lo condiciona y a mejor, así que, ¿qué te parece convertir tu pesimismo en optimismo?
Seguir leyendo

Cómo vaciar la mente de pesimismo
La mente puede ser metafóricamente explicada como un recipiente susceptible de ser llenado de cosas bellas o todo lo contrario. Cuando nos llenamos de belleza interior y de ideas bonitas nos sentimos en paz y en armonía con nosotros mismo y con los demás. Por el contrario, cuando nos llenamos de rabia, resentimiento, ira y pesimismo nos colocamos en el rol de víctimas. Y las víctimas se colocan a la defensiva a la espera de ser salvadas. El primer paso para recuperar la salud emocional es vaciar la mente de todo aquello que sobra porque no aporta nada bueno.
Seguir leyendo

ser-optimista-de-mente-y-corazon
Ser optimista no siempre es una tarea fácil, especialmente, en medio de la adversidad. Cuanto más compleja sea la situación de una persona, más esfuerzo tiene que hacer por sobreponerse a ese dolor que le mata por dentro. Pero la contradicción entre mente y corazón llena de matices, también, la filosofía del optimismo. Existen personas que de corazón, son muy optimistas, sin embargo, una vez que racionalizan esos sentimientos, la cosa cambia, y la situación empeora.
Seguir leyendo

Tres causas de pesimismo
En la actualidad, existe una gran tendencia a poner en práctica la psicología del optimismo. Pero está claro que ningún sentimiento tiene sentido sin su contrario. ¿Cuáles son las causas del pesimismo? En primer lugar, alguien puede ser pesimista a partir de una experiencia negativa previa. Por ejemplo, aquellos que han sufrido un desamor muy importante, viven con miedo y se cierran a la posibilidad de volver a tener una pareja.
Seguir leyendo

¿Qué se esconde detrás del pensamiento negativo?
¿Qué se esconde detrás del pensamiento negativo? El pensamiento negativo no es innato en el ser humano, esta es una de las razones por las que todos aquellos que tienden a pensar de este modo, deberían evitar quedarse estancados en el estrés, la tristeza y la ansiedad que produce ponerte siempre en lo peor. ¿Qué se esconde detrás del pesimismo como actitud ante la vida? Sin duda alguna, existe miedo a alcanzar los sueños, miedo al éxito, al triunfo y también, a la felicidad. Aquellas personas que se desaniman a sí mismas a través de los mensajes de la mente, antes de apostar por un sueño adoptan el rol de vida equivocado al creer que no intentar algo es mejor que intentarlo, asumiendo la posibilidad de un error o de un fracaso.

Por otro lado, las personas que piensan en negativo también se comportan de este modo con la finalidad de evitar una posible decepción. Por ejemplo, alguien que hace una entrevista de trabajo, acude la oficina y se dice a sí mismo: “Seguro que no soy el elegido”. De este modo, una vez que confirma que no ha superado el proceso de selección, se afianza todavía más en sus ideas negativas como si fuesen certezas.
Seguir leyendo