Pintar para practicar la arteterapia
Hoy en día, muchas personas asisten a clases de pintura organizadas por centros culturales. Talleres en los que los alumnos se sumergen en el universo de color. El arte es toda una terapia que aporta grandes dosis de bienestar emocional. A través de la pintura, puedes crear un universo distinto y dar forma en el espacio de lienzo a esas ideas que te gustaría plasmar. Por tanto, el arte es una forma de comunicación que te ayuda a canalizar por una vía saludable tus pensamientos y sentimientos.

La pintura nos aporta una enorme sensación de libertad y esto puede ser muy terapéutico en el caso de que una persona esté encerrada en una situación que le hace sentir como en una encrucijada. Existen imágenes que resultan inspiradoras a nivel de felicidad, por ejemplo, dibujar un paisaje con un camino central.
Seguir leyendo