Qué es la psicología preventiva
La psicología no es una herramienta que únicamente actúa a modo de diagnóstico ante un conflicto emocional. La psicología, como disciplina de salud es mucho más. Así como la geriatría potencia la salud desde el punto de vista de la prevención para fomentar la autonomía de los mayores, del mismo modo, la verdadera labor de la psicología es el fortalecimiento de la resiliencia personal a través de consejos de higiene mental que son básicos, a modo de prevención. Un ejemplo de estas herramientas de prevención son los contenidos que muchos psicólogos publican en su blog de empresa.

Del mismo modo, la psicología preventiva es aquella rama que se encarga de identificar y potenciar los comportamientos sanos en la sociedad. Por ejemplo, en el campo de la salud social, la psicología preventiva promueve medidas para reducir el estrés que es uno de los grandes enemigos del bienestar físico y mental.
Seguir leyendo

Cómo superar el miedo escénico
El miedo escénico no es un temor que únicamente afecta a los artistas. Muchos profesionales pueden sentirse bloqueados en su trabajo por esta cuestión. Por ejemplo, un profesor de universidad puede experimentar angustia cada vez que tiene que hablar para un alumnado numeroso. El miedo escénico es dañino por una razón importante: porque mantiene estancado el talento.

Muchas personas se ponen excusas para no afrontarlo, sin embargo, el mejor modo de crecer personal y profesioanlmente, es plantar cara a este sentimiento. Existen algunos sentimientos que pueden ayudarte a identificar el miedo escénico. La angustia por no estar a la altura de las circunstancias (esto se lo dice generalmente aquel que sufre por exceso de perfeccionismo).
Seguir leyendo

La depresión requiere un tratamiento holístico
Con mucha frecuencia, al analizar la depresión, ocurre que las personas ponen su punto de atención únicamente en el aspecto mental. Sin embargo, los seres humanos no somos solo alma o solo cuerpo sino que nuestra realidad esencial es una totalidad en la que lo anímico influye de forma directa en lo físico (y a la inversa). Esta es una de las razones por las que en el proceso de recuperación de una depresión debe apostarse por la vía de un tratamiento holístico.

Diagnóstico psicológico o psiquiátrico

Existen distintos tipos de depresiones pero únicamente el psicólogo o el psiquiatra puede realizar un diagnóstico adecuado de acuerdo a la realidad de ese paciente. Más allá de la depresión estudiada a rasgos generales, el malestar adquiere matices diferentes en cada enfermo. El especialista identifica la causa y prescribe también un tratamiento recomendado para fortalecer al paciente en su proceso de recuperación.
Seguir leyendo

Qué es la mediación y para qué sirve
El mediador es aquel profesional cuya tarea puede ser clave en la solución de un conflicto, por ejemplo, en una crisis de pareja. Como figura externa al conflicto, el mediador ejerce de vínculo común pero sin posicionarse en favor de uno de otro. Realiza una gran labor de escucha activa, investiga cómo es la realidad desde el punto de vista de cada uno pero no se limita a un discurso pasivo sino que utiliza recursos para confrontar la realidad descrita por los implicados.

A partir del conocimiento profundo de la realidad de ambos es cuando surge un contexto en el que es posible establecer negociaciones y pactos de mutuo acuerdo. El mediador es un facilitador para este proceso de negociación.
Seguir leyendo

Cómo superar una etapa de dificultades
Las dificultades, generalmente, no vienen solas. Es lo que se conoce como una mala racha. Nuestra vida, en este tipo de situaciones, tiene otro color. Recuerda que las tristezas no duran eternamente. Este mensaje que parece evidente es muy terapéutico, por tanto, repítelo con frecuencia para poner cada circunstancia en su contexto.

Las dificultades se superan, tenemos recursos internos para enfrentarnos a aquello que nos ocurre. Y también, podemos solicitar ayuda externa.
Seguir leyendo

Malas prácticas que fomentan el estrés
Muchas personas hablan del estrés como si fuese un factor externo que afecta a su vida de modo inevitable. Sin embargo, tu nivel de estrés tiene más que ver con tu estilo de vida. Existen malos hábitos que pueden producirte altas dosis de malestar en la gestión del tiempo. Una de las más frecuentes es la postergación, dejar para mañana aquello que puedes hacer hoy.

Y cuando llega mañana, volver a aplazar esa tarea que te habías propuesto llevar a término. De este modo ocurre, que algo que no era urgente en un primer momento, finalmente acaba siéndolo por agotar el plazo de entrega de un proyecto o de realización de un trámite.
Seguir leyendo

Cómo tener una actitud constructiva
No siempre las relaciones personales pueden medirse a partir de una ley de espejo en la que aquello que ves en los demás, es parte de lo que tú muestras. Sin embargo, si queremos no quedarnos en la subjetividad de nosotros mismos y acercanos al realismo de asumir nuestra responsabilidad en las relaciones personales, también debemos tener en cuenta qué es lo que nosotros proyectamos en los demás. Si estás reprochando a una persona una actitud determinada, y esta situación de insatisfacción se repite de modo frecuente en tu interior, intenta analizar qué estás proyectando.

Especialmente, si ese reproche que le haces a esa persona, surge en más contextos personales de tu día a día. Si por ejemplo, sientes que distintos amigos se han distanciado de ti durante los últimos meses, intenta analizar qué has proyectado tú para que eso pueda ocurrir. Es decir, no es lo mismo que se produzca un distanciamiento puntual con un amigo concreto a que estos desencuentros sean más repetitivos. En muchas ocasiones ocurre, que no estamos bien con los demás porque no estamos bien con nosotros mismos.
Seguir leyendo

Qué hacer con aquellas situaciones que no puedes controlar
Existen situaciones que no podemos controlar y que, sin embargo, nos afectan personalmente en primera persona. Vivencias ante las que nos sentimos vulnerables e impotentes porque a pesar de que nos gustaría poder hacer algo útil para poder solucionar ese hecho, resulta imposible. Este tipo de situaciones son una lección de humildad para nuestro ego y en muchos casos nos recuerdan cuál es nuestro lugar y hasta dónde podemos llegar.

Si estás viviendo una situación que no puedes controlar siempre puedes hacer algo: influir en positivo en tu actitud. Por ejemplo, si sufres por la enfermedad de un ser querido con pronóstico grave, puedes acompañarle en estos momentos de su vida cuando seguramente, habrá otras personas que no estarán a la altura de las circunstancias.
Seguir leyendo