Proceso de coaching para romper la rutina
Romper la rutina es básico a nivel vital, hacer todos los días lo mismo, resulta aburrido y también, poco estimulante. Sin embargo, hay personas que creen que romper la rutina pasa por hacer cosas muy novedosas, cuando en realidad, desde la sencillez más absoluta es posible tener la sensación de haber vivido un día diferente. ¿Cómo aparcar en un segundo plano la monotonía?
Seguir leyendo

La monotonía interior
La sensación de monotonía aporta un peso casi dramático a la existencia cuando se afronta durante mucho tiempo. Se tiene la sensación de no encontrar un lugar concreto en el mundo, de esperar casi un milagro y de no saber qué hacer para salir de un callejón sin salida llamado rutina. Una rutina en la que nada tiene un color diferente y en la que los días se suceden como si fuesen nada. ¿Cómo puedes romper tu estado negativo interior?
Seguir leyendo

¿Cómo hacer que un día cualquiera sea especial?
¿Cómo hacer que un día cualquiera sea especial? El ser humano, vive siempre con más ilusión ciertas fechas señaladas, por ejemplo, el cumpleaños, la boda de un amigo, una Comunión… Sin embargo, cualquier día puede ser positivo y bonito, siempre que pones de tu parte, para convertirlo en especial. ¿Cómo lograr este objetivo?
Seguir leyendo

Improvisar en la rutina
La improvisación es agradable en la vida, porque te permite adaptarte a las circunstancias. Pero además, a través de ciertas actitudes totalmente imprevisibles puedes vivir situaciones agradables, conocer gente interesante, profundizar en relaciones y ser feliz. Sin embargo, muchas personas viven pegadas a la rutina por la sensación de control y de seguridad que les produce.

Está claro que no se puede vivir al compás de la improvisación. La madurez implica ser constante, poder establecer compromisos y tener capacidad de sacrificio. Sin embargo, la vida se torna aburrida, monótona y vacía al compás de una rutina plena en la que el sujeto camina en una línea recta en la que nunca existen subidas, callejones sin salida, laberintos o valles escondidos en medio de esta aventura de la existencia humana.
Seguir leyendo

Psicología de la rutina
Vivimos inmersos en una rutina, pero a la vez, la monotonía no existe en esencia en tanto que cada día, es diferente al anterior. Nuestro propio organismo cambia de hecho, y envejece al compás del tiempo. Pero algunas personas sienten pánico ante la rutina, sencillamente, porque tienen una noción totalmente distorsionada de la vida. En la existencia hay muchos momentos de apatía, aburrimiento, soledad, decepción, tristeza…

Por tanto, el calendario vital no se llena únicamente de alegrías, celebraciones, eventos, regalos, pasiones, romances, grandes amores… De hecho, por ejemplo, después de un periodo tan intenso como el de la Navidad, donde en cuestión de dos semanas, la agenda se vuelve de lo más intensa gracias a planes y reencuentros, al llegar el mes de enero, existe una sensación extraña ante la ausencia de tanta emoción.
Seguir leyendo

Cambia tu modo de hacer las cosas
El ser humano vive pegado a la costumbre, sencillamente, porque eso aporta seguridad. Sin embargo, la evolución y el crecimiento interior implica abrir las puertas de la novedad sin miedo y con ilusión. Sólo arriesgándote a lo nuevo podrás tener nuevas experiencias, conocer gente interesante, llegar a diferentes lugares, alcanzar otras metas… Por ello, si siempre haces las cosas del mismo modo y lo que quieres es obtener resultados distintos a los que has tenido hasta ahora, entonces, ha llegado el momento de hacer un cambio.

Sólo modificando la causa es posible cambiar el efecto. Por tanto, ten más creatividad e imaginación en tu modo de actuar. Busca diferentes alternativas. A veces, el camino no es sencillo, sin embargo, merece la pena poner en práctica la libertad de vivir. Y vale la pena luchar por aquello que de verdad se desea. Es decir, orienta toda tu fuerza y tu energía hacia aquello que de verdad te importa.
Seguir leyendo

Vive la rutina en positivo
El término rutina siempre se asocia con lo negativo y con lo aburrido. Lo cierto es que más allá de que la vida sea una rutina no es cierto que todos los días sean iguales incluso, cuando se hacen las mismas cosas. Y es que no tienes el mismo estado de ánimo en todo momento, tampoco el tiempo de la calle es el mismo (unos días hace sol y otros llueve), existen factores abiertos al azar… Por ello, vive la rutina en positivo porque la esperanza siempre está abierta como una puerta que puedes abrir siempre que te decides a hacer las cosas de una forma diferente.

Aprende a variar tus hábitos, realiza planes de ocio variados, vete a casa por diferente camino al habitual… Por otra parte, cuida los más mínimos detalles, no tiene que ser un sábado para que te animes a estrenar esa blusa que tanto te gusta. De hecho, nada como tener la ilusión de ir a la moda en el día a día y arreglarte para estar bien en la oficina. Aprende a disfrutar la apertura de los lunes y la despedida de un domingo, dando valor también a los espacios que encuentras en el medio. Algunas personas viven a la espera de que llegue el viernes, así, la vida se les pasa sin vivirla de verdad.
Seguir leyendo

Evita acomodarte en la rutina
Mucho se ha escrito y se ha dicho sobre la rutina en tanto que parece la enemiga del amor. Sin embargo… ¿Qué tendrá la rutina para que tantas personas se acomoden en ella? La verdad es que a nivel emocional, la novedad es positiva, sin embargo, de entrada, produce cierto vértigo y temor. Esta es una de las razones por las que algunas personas prefieren quedarse exactamente tal y como están (aunque no estén bien y por dentro sientan dolor y decepción).

Evita estancarte en la rutina, haz cosas nuevas con regularidad, y vive cada día, con ilusión. Tal vez sea algo fácil de decir en la teoría, pero la teoría es la única forma de conectar con la práctica del día a día. Para ello, intenta conocer zonas de tu ciudad que todavía desconoces. No hace falta hacer turismo a dos mil kilómetros de distancia sino que puedes disfrutar de la belleza del entorno que te rodea.
Seguir leyendo