¿Qué esconde la sensación de falta de tiempo?